Procedimiento impermeabilización auto adherible

La impermeabilización de láminas o cubiertas se da solo sobre uniones, traslapes, grietas, tornillería y partes que lo puedan requerir.

Los pasos para este sistema de impermeabilización son:

Limpieza del Área: Debe estar el área despejada, por eso se quitan restos de materiales que pudieran contener de una impermeabilización anterior, y se elimina el polvo, lodo, óxido, restos de pintura, etc.

Capa de sellador: también se llama “primer”, impermeabilizante líquido que se usa como sellador, para que el manto auto adherible se fije correctamente al colocarse.

Tapado de grietas: al sellarse el área, se procede a tapar minuciosamente grietas, orificios, posibles fracturas en las láminas, ahí se aplica fragmentos de manto auto adherible o pasta impermeable para no dejar huecos.

Aplicación del manto auto adherible: se coloca este manto en las uniones, traslapes y otras partes que lo requieran, así se presiona firmemente contra la superficie, evitando interposición de bolsas de aire, arrugas y otros objetos, para obtener una correcta adherencia.

Importante mencionar que no se requiere calor para llevar a cabo el proceso, como sucede en otros sistemas de impermeabilización.